Todo sigue igual: Boca empató y River no lo aprovechó

0
152

Noche fría en el Ducó, hasta que el melli entró en calor con el penal de Rossi y quedó a un paso de repetir lo de Vivas. Boca terminó el sábado con depresión y se recuperó en la noche del domingo gracias al empate de River. El miércoles, el Millo se juega una parada brava en Tucumán para seguir en la órbita del puntero, que sigue dependiendo de sí mismo.

Boca juega mal pero depende de si mismo

Desde el partido con Vélez, Boca juega muy mal. La derrota en el superclásico caló hondo y al pobre nivel futbolístico el equipo le sumó una tensión que le carcome los pies. Gago y Pablo Pérez desaparecidos, Pavón en constante choque contra su propia limitación, Centurión más cerca de los tribunales que de una cancha y una defensa indefensa conspiran contra una escuadra que se sostiene por los goles que se inventa Darío Benedetto.

Boca jugaba mal, Huracán empujaba con más ganas que ideas y no pasaba mucho. Tras el gol del Pipa, Guillermo quiso aguantar el resultado y puso a Zuqui. Este no tuvo mejor idea que cometer una falta innecesaria en mitad de cancha para permitir un pelotazo a cargar al área en la última jugada. Tobio perdió en el salto con Mendoza, El Rolfi Montenegro le ganó la posición a Gago y Rossi se lo llevó puesto arriba y abajo. Penal.

Romero Gamarra lo empato y Boca lamentó dos puntos perdidos que en ese momento lo despojaban de la autodependencia para la obtención del campeonato. Algo más preocupante: quedan cuatro fechas y no se advierten signos positivos que le permitan soñar con el título. Solo la tabla y los goles de Benedetto.

xboca-2.jpg.pagespeed.ic.zL-eZNDLYp

River quiso pero no pudo contra Central

En el Monumental, duelo de titanes. Si hay un equipo que puede equilibrar la personalidad del conjunto de Gallardo, ese es Rosario Central. Con cuatro centrales en el fondo liderados por un Pinola en nivel de selección, Musto como eje en el medio y Marco Ruben aguantando todo arriba.

Paolo Montero le planteó un partido perfecto a un Millo urgido de ganar para mirar a Boca desde arriba. No pudo jugar River en el primer tiempo porque Central no lo dejó. Es cierto que los rosarinos tampoco generaron muchas situaciones. Solo una de Teo bien contenida por Batalla. Y esta en la que Camacho se iba solo al gol y el asistente anuló por posición adelantada…

DA8z73sXkAE9DS3

La presión de la visita amainó en la segunda mitad y River empujó. Sin fútbol pero con el ímpetu que lo caracteriza. Driussi estrelló un derechazo contra el palo y el Ruso Rodríguez se lo sacó a Alario en las dos más claras del partido para los locales.

El partido, “horrible” en palabras de Gallardo, murió en lógico empate en el que los dos mejores equipos de la actualidad se neutralizaron. Ahora, River empató y se ve obligado a ganar en una plaza difícil como Tucumán para no perderle pisada al líder.

river_central

El Taladro y la lepra al acecho

Dos que se mantienen a la expectativa son Newells y Banfield. Es cierto que la Lepra ya parece haber perdido su chance tras tres derrotas seguidas, pero se repuso de local, sin público contra Olimpo y quedó a 4 de la cima.

Lo mismo que Banfield, que con Falcioni en el banco, un grupo de pibes que juegan muy bien en cancha. El “tamo activo” de Brian Sarmiento y el chamuyo de Cvitanich, sueña con pelear hasta el final.

San Lorenzo y Racing entretuvieron

En un duelo de grandes, la expulsión de Rojas torció el balance del juego. San Lorenzo hizo lo que pudo y así y todo complicó a un Racing que no pasa por su mejor momento pero siempre complica. En la semana, Cocca pateó el tablero y limpió a Orión.

Debutó el arquerito Musso, que tuvo una buena tapada contra Cerutti pero no reaccionó bien en el empate parcial de Blandi. El Huevo Acuña lo salvó y metió a la Academia en la pelea para ingresar a la Libertadores.

Independiente empató y se topo con un freno

En Mar del Plata, la máquina de Holan se topó con el revivido Aldosivi, que venía de sumar cero puntos en siete fechas y contra San Lorenzo e Independiente cosechó cuatro. El rojo empató y puso un freno al envión del Rojo que esta semana define el semestre.

Independiente va por la clasificación en la Sudamericana y visita La Bombonera el domingo para entrar de lleno en la lucha por las copas. ¿Y el título?

Otra decepción mundial

El seleccionado sub 20 quedó eliminado del Mundial de Corea. Primero por impericia propia: fallas en la preparación de un proceso mal constituido desde el inicio y desatenciones defensivas de un equipo que jugó bien, pero falló en las áreas.

Después, por perjuicio ajeno. Debían darse algunas combinaciones de resultados para que Argentina no se clasificara. Mire usted, se dieron. ¿Costa Rica le gana a Zambia y Portugal a Irán? Creíble. ¿Estados Unidos empata con Arabia Saudita? Bueno, los acuerdos armamentísticos pesan. ¿Japón e Italia igualan? Mmm, Algo huele mal. El mundo es para los vivos.